¿Beber el mexicanísimo tequila en una copa austriaca?

Diario-Tragon-Tequila-copa-riedelPor: Víctor Estrella

Antes de aburrirlos con eternos discursos, quiero agradecerle al tragón mayor por permitirme tener un espacio quincenal para estar en contacto con todos ustedes que hacen de El Diario de un tragón, un espacio de encuentro entre amantes del buen comer. Espero con mi columna poder compartirles algunos consejos y tips relacionados con todo aquello que implica el mundo del vino, los gadgets, las bebidas, maridajes y demás cosas que a veces pueden sonar muy extravagantes y ajenos a nuestra vida diaria, pero que en realidad son más cercanos de lo que creemos.

Quise iniciar esta columna hablando de nuestro elixir nacional: el tequila. Esa tentadora bebida que en cualquiera de sus presentaciones y después de dos que tres tragos, nos ha movido el piso, nos provoca ser graciosos y hasta nos hace hablar en varios idiomas de forma fluida. Lo han disfrutado tipo margarita, cucaracha, bandera, muppet, shots o puro y por tanto se los han servido en infinidad de recipientes: vasos de vidrio, caballitos, los típicos vasos rojos de plástico o ya de plano hasta de la misma botella. Pues hoy les quiero contar que la mejor forma oficialmente avalada y reconocida por el Consejo Regulador del Tequila es la famosa copa Riedel tequilera. Sí, leyeron bien. Si realmente lo que buscan es disfrutar el tequila en su plenitud: bouquet, textura, sabor y retrogusto, lo mejor sería hacerlo en una copa de cristal de la prestigiada marca austriaca.

Esta copa de Tequila fue creada por George J. Riedel (miembro de la décima generación en su familia que desde hace más de 250 años se dedican al diseño y fabricación de copas), quien pasó más de cuatro meses en el pueblo de Tequila haciendo ensayos de la mano de algunos de los mejores catadores del mundo y a base de prueba y error, lograron decidirse por una copa muy parecida a la usada para degustar el champagne o el jerez.

Tres-Generaciones-reposado-Revista-Tequila-Apasionado

Es difícil describir la enorme diferencia que se logra probando un tequila en estas copas, pero si puedo explicarles técnicamente que al momento en el que ustedes inclinan la copa con tequila hacia su boca, la forma, tamaño y diámetro de la abertura de la misma, disipa el alcohol permitiendo que en la nariz sean más claros los verdaderos aromas del agave azul con el que está elaborado. Además de que el licor se dirige al centro de nuestra lengua y no a los laterales como con un caballito, lo que genera que el tequila no “nos queme”.

Gran-Centenario-añejo-Revista-Tequila-Apasionado

La única desventaja de esta copa Riedel de tequila es su precio, en tiendas como La Europea pueden encontrar fácilmente un set de dos copas por $396 pesos o en el área Gourmet de Palacio de Hierro sets de 4 copas por $800 pesos. Lo que seguramente los hará pensar en si vale la pena gastar tanto en un recipiente para experimentar las sensaciones de vivir el tequila en plenitud. Mi recomendación es estar atento a las liquidaciones que hace Sam’s CLUB, pues hay épocas en las que las pone de oferta y puedes encontrar los sets hasta en $250 pesos.

toronto_tequila

En definitiva, para probar el tequila cada quién decide cómo hacerlo, pero si alguna vez quieres sentir la armonía de tu tequila favorito, compra un par de copas Riedel, invita a tu persona favorita a una cita especial y déjate seducir

Advertisements