San Juan de los Lagos, Jalisco | Fe y Comida

San Juan de los Lagos, Jalisco | Fe y Comida

San Juan de los Lagos en el estado de Jalisco, es una pequeña ciudad que conozco desde mi infancia, pues parte de mi familia materna es de ahí a pesar de no tener contacto con ninguno de ellos, lo que siempre llevó a mi familia es el ir a visitar a “La Virgencita de San Juan” como le decimos (con mucho respeto), pero como #Tragón también me gusta ir porque hay cosas deliciosas para comer.

Ubicado a 1 hora y media aproximadamente por carretera, saliendo de Guadalajara hacia el Norte, San Juan de Los Lagos esta en la llamada zona de “El Bajío” en Jalisco, puedes llegar por autopista, pero en esta ocasión decidí que la carretera libre era una buena opción, saliendo hacia Zapotlanejo y  tomando un carretera pequeña, en su mayor parte de un sólo carril. Para mí es mas emocionante viajar por carro e ir viendo cada pueblo o los paisajes que te topas a lo largo del camino. Así que si no llevas prisa y eres de los que aprecian los diversos paisajes, la llamada “Ruta Cristera” es un a buena opción para viajar.

San Juan de los Lagos

PERO ANTES, A LA CHIN….!

Así como lo lees. Justo antes de entrar a San Juan de los Lagos te encuentras ese lugar al que hemos mandado o nos han mandado alguna vez en la vida. Y existe! Sólo que no me decidí a entrar porque pues me iba a topar con todas esas personas que he mandado ahí.

Durante todos los años de mi vida que he visitado San Juan de los Lagos, he visto como ha modificado su infraestructura pero sin alterar su calidad de ser un clásico pueblo al que poco a poco la modernidad ha llegado, pero más que nada por la afluencia de personas que durante todo el año llegan en diversas “peregrinaciones” para honrar su fe y agradecer a la virgen por los favores recibidos o las peticiones de algo que requieran.

San Juan de los Lagos

Las torres de su caterdral se aprecian desde la carretera estando en la parte más baja de la ciudad, tienes que llegar por estrechas calles esquivando a los miles de turistas que bajan caminando desde la parte alta, y casi llegando al centro puedes dejar en uno de los muchos estacionamientos que hay tu vehículo y comenzar a caminar hacia la plaza central.

San Juan de los Lagos

Cada vez hay más hoteles y lugares que ofrecen diversos servicios, pero el caminar entre los puestos para llegar a la catedral es una gran experiencia.

LA FE ANTE TODO

La catedral de “Nuestra Señora de San Juan de Los Lagos” fue construida entre 1732 y 1769, y le es otorgado el título de Catedral en 1972. La festividad de la virgen se celebra el 2 de febrero de cada año en el día de la candelaria, es cuando miles de visitantes de todas partes del mundo llegan a honrar su fe en ella.

Aún no seas creyente, el hecho es que estar ahí es sentir las vibras que fluyen y realmente las sientes, entre lagrimas de agradecimiento y de peticiones no puedes ser susceptible a lo que ves.

SAN JUAN DE LOS LAGOS Y LA COMIDA.

Al haber una cantidad exagerada de visitantes, La ciudad esta preparada para poder otorgar una gran variedad de sabores para los peregrinos hambrientos quienes caminan por muchas horas o días para llegar hasta ahí. Entre las calles existen miles de puestos donde puedes saborear distintas cosas, ya sean dulces típicos, fruta o panes deliciosos.

Alrededor del mercado y dentro de él existen miles de puestos donde saborear desde un delicioso taco de arroz con huevo cocido, hasta una deliciosa birria o barbacoa.

San Juan de los Lagos

Pero si hay algo que siempre me hace decir “vamos a San Juan” es disfrutar una deliciosa torta de pierna o unos tacos dorados con cueritos que puedes saborear en muchos puestos dentro del parian ubicado a un costado de la catedral. Tu torta la puedes pedir de varios tipos de carne pero mi favorita es una trota “mixta” de lomo con aguacate.

No te puedes ir de San Juan de Los Lagos sin probar o llevar de recuerdo algún dulce típico, y yo no puedo irme si llevar la cajeta que ahí venden. Lo peculiar de ir a comprar en la calle donde hay muchas tiendas de dulces es elegir la vendedora que te convenza de comprar con ella después de darte a probar la cajeta. Nosotros siempre elegimos comprar en la dulcería “Las Nalgonas“; las chicas son muy amables y casi siempre te dan un “pilón” (dulce de sobra).

Con todos su olores, sabores y la fe, San Juan de Los Lagos es un lugar que un buen #Tragón debe visitar. Así que si andas por el rumbo al norte de Jalisco, no dudes en llegar aprobar las delicias que ahí te encuentras.

No te olvides visitar mi canal de YouTube y en la segunda temporada encontrarás el video de este viaje.

Ya conoces SAN JUAN DE LOS LAGOS? Cuéntame tu experiencia?

Y para ver que es lo que come este #Tragón día con día te recuerdo seguirme en facebook.com/eldiariodeuntragon y en Pinterest, Foursquare, G+, Snapchat, Twitter e Instagram como @DiarioTragon